Cristina Pérez | DESINTOXICA TU VIDA TERCERA CLAVE

DESINTOXICA TU VIDA TERCERA CLAVE

DESINTOXICA TU VIDA TERCERA CLAVE DE LA FELICIDAD Y DE LA ILUMINACIÓN.

Tu vida es importante y lograr la felicidad es el mayor propósito de la vida; en un mundo complicado como lo es hoy lograr la felicidad, y que sea duradera; verdaderamente se vuelve una meta muy difícil de alcanzar; de hecho la sociedad refuerza la creencia que la plenitud equivale a alcanzar el éxito; la riqueza y las buenas relaciones, no obstante, esto es justo al revés nos afirma Deepak Chopra: “el éxito en la vida  es consecuencia  de la felicidad, no la causa”.

Todos deseamos la felicidad, sin embargo, para muchos es un misterio, lograr la felicidad.

Para la mayoría es nuestro mayor anhelo; pues bien si continúas leyendo encontrarás el camino a la felicidad; el ilustre y conocido Doctor Deepak Chopra con su gran sabiduría; nos proporciona en su libro la Receta de la felicidad, tercera clave “Desintoxica tu vida” y nos enseña principios espirituales; para aprender a vivir  con base a nuestra identidad  del “ser auténtico y verdadero”; más allá de las altas y bajas de la vida cotidiana Chopra: nos presenta siete claves de la felicidad y la iluminación; que nos ayudará a eliminar de raíz  las causas de la infelicidad;  hoy nos concretaremos en la tercera clave:

“Desintoxica tu vida” nuestro estado natural se caracteriza por la alegría, la tranquilidad y la realización espontánea.

Cuando no experimentamos este estado es porque hay contaminación en nuestro cuerpo o en nuestra mente; dicha contaminación puede ser el resultado de emociones, hábitos o relaciones tóxicos, así como de sustancias tóxicas; todos éstos han echado raíces en la mente como resultado del condicionamiento; por lo tanto, la solución a la toxicidad está en el nivel donde la mente ha perdido su estado natural.

Este acondicionamiento empieza muy temprano en la vida.

Los primeros síntomas son emociones tóxicas como ira, ansiedad, culpa y vergüenza; a medida que crecemos aparecen la baja autoestima, las relaciones tóxicas y los desequilibrios en nuestro estilo de vida; para desitoxicar tu vida debes dar marcha atrás a todo este condicionamiento.

DESINTOXICA TU VIDA TERCERA CLAVE DE LA FELICIDAD; EL CONDICIONAMIENTO COMIENZA EN EL PRIMER AÑO DE VIDA, Y EN POCO TIEMPO SE CONVIERTE EN UN REZAGO DOMINANTE. 

DESINTOXICA TU VIDA TERCEA CLAVE DE LA FELICIDAD; EL CONDICIONAMIENTO COMIENZA EN EL PRIMER AÑO DE VIDA, Y EN POCO TIEMPO SE CONVIERTE EN UN RAZGO DOMINANTE. 
DESINTOXICA TU VIDA TERCERA CLAVE DE LA FELICIDAD.

El condicionamiento más poderoso se produce en un nivel sutil de la mente, comienza en el primer año de vida.

Cuando el cerebro del bebe aprende a pensar, sentir y comportase a partir de sus experiencias en casa; entre los dos y tres años de edad, el condicionamiento se convierte en un rasgo dominante; es en esa época cuando nuestro cerebro desarrolla pautas que durarán todo la vida; incluso ahora sigues repitiendo escenarios que aprendiste a los dos o tres años.

Pongamos como ejemplo:

Un niño que va por la calle con su madres, ve una paleta gigante y quiere una; ‘Qué hace? la pauta más común es la siguiente:

  1. Primero se muestra simpático y pide a su madre con voz suplicante que se la compre.
  2. Si la táctica no funciona, intenta lo opuesto, actuar groceramente: lloriquea. grita y  hace un berrinche.
  3. Si esto no funciona, el siguiente paso es actuar con rebeldía e indiferencia; su madre no quiere verlo triste ni enojado, pero el se rehúsa a prestarle atención; es un enfoque más sutil que la simpatía y la grosería.
  4. Si la rebeldía falla; el último recurso es adoptar el papel de víctima (pobre de mi nadie me quiere lo suficiente como para comprarme una paleta).
  5. Cuando la madre finalmente cede, el niño queda condicionado; piensa que ha descubierto algo que “sí funciona”.

Por simple que parezca este ciclo emocional, millones de adultos siguen representándolo, con la creencia de que sus táctica “funcionan” para obtener lo que quieren… Continuación…

DESINTOXICA TU VIDA: EL SECRETO PARA DESINTOXICAR ESTA MÁS EN LA MENTE Y PARA ALCANZAR LA FELICIDAD DEBEMOS ESCAPAR DE NUESTRO CONDICIONAMIENTO MENTAL. 

Continuación… El problema con este condicionamiento es que mediante la manipulación de los demás nunca obtendrás  lo que en realidad deseas: amor, tranquilidad y felicidad; debido a que el condicionamiento implanta en el cerebro una idea equivocada de la felicidad; lo que estás haciendo es manipularte a ti mismo; te conviertes en una de esas personas que no conocen otra cosa que ser simpáticas, groseras, rebeldes o hacerse las víctimas.

El condicionamiento es la forma más sutil de la toxicidad.

Para alcanzar la felicidad auténtica es indispensable escapar de nuestro condicionamiento mental; en nuestra sociedad ha surgido el interés por llevar una vida más natural, libre de sustancias tóxicas; cualquier clase de purificación puede ser benéfica; pero el secreto para desintoxicar el cuerpo está más en la mente que en ningún otro sitio.

Los pasos para librarte de toxinas en el nivel sutil son siete:

  1. Asume la responsabilidad de tu respuesta actual.
  2. Presencia lo que estás sintiendo.
  3. Da un nombre a tu sentimiento.
  4. Expresa lo que sientes.
  5. Comparte lo que sientes.
  6. Libérate del pensamiento tóxico mediante el ritual.
  7. Celebra la liberación y sigue adelante.

Estos siete pasos sirven para liberarse de emociones, hábitos, deseos o relaciones tóxicos, pues todos son resultado de tu condicionamiento temprano.

PASOS PARA LIBERARTE DE TOXINAS: ASUME RESPONSABILIDAD; PRESENCIA LO QUE ESTÁS SINTIENDO Y DA NOMBRE AL SENTIMIENTO.

DESINTOXICA TU VIDA, TERCER CLAVE DE LA FELICIDAD.

No. 1  Asume responsabilidad.

Para empezar, renuncia a culpar y a sentirte culpable; para escapar de la infelicidad debes encontrar una manera original de modificar tu respuesta condicionada; la cual se fundamenta en el pasado, si no asumes tu responsabilidad estás poniendo tu destino en manos de otro; si culpas a alguien más, estás esperando que esa persona cambie para sentirte mejor; ¿Cuánto tiempo tomará? puede que esperes por el resto de tus días; ya bastante difícil es cambiar uno libérate de la necesidad de cambiar a los demás.

No. 2. Presencia lo que estás sintiendo.

El condicionamiento hace que sientas lo mismo cada vez que enfrentas una misma situación; esto resulta frustrante porque tan pronto resurge la vieja respuesta te enredas en ella; lo que necesitas es un lugar despejado, el lugar para presenciar; presenciar significa estar presente con tu emoción sin que  ésta te arrastre.

La mejor manera de presencia:

Es identificar en qué parte de tu cuerpo se localiza el sentimiento; las emociones tóxicas suelen ubicarse en alguno de los centros sutiles conocidos en “sánscrito” (lengua primitiva de la India); como “Chakras”;  los chakras son centros de energía inmensurable (no medible de ninguna manera) situados en el cuerpo humano.

Equilibra tu cuerpo y mente.

  • La ira se siente en el intestino.
  • El nerviosismo en el estómago.
  • El temor en el corazón.
  • La frustración en la garganta.
  • La tensión sexual en la zona genital.

Pero no hace falta entrar en “honduras” (profundidades); cuando se les pregunta qué clase de sentimientos tóxico tienen, la mayoría de las personas menciona temor e ira; cuando tengas estos sentimientos no te preocupes por lo que “quieren decir”; siente en que parte de tu cuerpo se están expresando; al localizar el sentimiento en tu cuerpo eludes el parloteo mental que lo mantiene vivo.

No.3 Da nombre al sentimiento.

Cualquiera que sea la sensación que encuentres en tu cuerpo, dale un nombre; utiliza palabras sencillas: temor, ira, honestidad, frustración, vergüenza, culpa, celos; evita palabras sentenciosas como traicionado, decepcionado o herido, las que supongas culpar a otro; nombrar el sentimiento es una manera de reconocer lo que estás enfrentando; tu simplicidad y sinceridad te mantendrán al margen de las extensas y complicadas historias que solemos repetir cuando nos enojamos; todas esas historias tienen un mismo tema: el pasado; obviamente tus sensaciones y emociones están en el presente.

¡Siempre es demasiado pronto para desistir! Norman Vincent P.  Si no has podido lograr lo que has deseado no desistas, yo te puedo ayudar a lograr tus sueños, trabaja con Cristina Pérez G.

 

Deja un comentario