Cristina Pérez | CREA QUE PUEDE HÁGALO REALIDAD

CREA QUE PUEDE HÁGALO REALIDAD

CREA QUE PUEDE HÁGALO REALIDAD, AUNQUE NO SEPA CÓMO CUMPLIR LOS REQUISITOS, CON FE Y FIRME DETERMINACIÓN TODO SE PUEDE LOGRAR.

Crea que puede aunque no sepa cómo cumplir los requisitos; Jason MacDougall, como mayorista que despachaba mercancía a Fields, la tradicional cadena de tiendas por departamentos canadiense; su instinto le dijo que algo andaba mal en el gigante minorista; preguntándose si la cadena podría estar a la ventas; Jason llamó al director de la compañía y lo invito a cenar, sin duda que este aceptaría; cuando la conversación de la cena se desvió finalmente al tema de una posible compra , el director general respondió:

<Si alguna vez ha habido un momento para comprar, sería ahora>.

Lo que siguió fueron noventa días de frenética actividad para Jason: preparando la negociación y consiguiendo el dinero en efectivo; para Jason y su pequeña compañía: la transacción fue como un pez pequeño tragándose una ballena; la cadena de ventas al por menor no solo era treinta veces más grande que la empresa de Jason; sino que él no tenía la menor idea de dónde sacaría el dinero; el mayor préstamo que había recibido del banco hasta el momento había sido apenas de cinco mil dólares.

CREA QUE PUEDE, HÁGALO REALIDAD, AUNQUE NO SEPA CÓMO CUMPLIR LOS REQUISITOS; JASON MCDOUGALL Y SU HISTORIA.

CREA QUE PUEDE, HÁGALO REALIDAD, AUNQUE NO SEPA CÓMO CUMPLIR LOS REQUISITOS; JASON MCDOUGALL Y SU HISTORIA.
CREA QUE PUEDE HÁGALO REALIDAD.

Crea que puede; como Jason Macdougall, el aún creía que era posible y con absoluta convicción, que sería el propietario de Fields.

Aunque el primer depósito no reembolsable era de 150 mil dólares que Jason no tenía; su fe inquebrantable lo llevó a asistir a un evento de negocios; donde un viejo amigo se ofreció a prestarle el dinero en efectivo para el siguiente día; en otra ocasión Jason descubrió que le faltaban 400 mil dólares, para completar el depósito de un millón de dólares; y que el plazo se vencía en tan solo dos horas después.

Utilizando su guía interior y su creencia firme, Jason consiguió el dinero pocos minutos antes de la hora límite.

Y solo veinticinco días después, cuando debía depositar otros doce millones, Jason convenció milagrosamente a dos bancos; y a seis inversores privados—uno de los cuales se apresuró con el papeleo— ;con el fin de cumplir con el plazo de financiación.

¿QUÉ ES LO QUE MOVÍA A JASON, QUE SU DESEO SE HICIERA REALIDAD?, “CREA QUE ES POSIBLE” PRINCIPIO QUE JASON APLICÓ EN SU MOMENTO.

Jason creyó que todo era posible; en cada etapa de la transacción, a medida que debía hacer depósitos no reembolsables más y más grandes; Jason tuvo una fe absoluta de que iba a cerrar el negocio, tenía que hacerlo; de hecho, se trataba de llevar el dinero en efectivo o perder no solo la oferta; sino también todo el dinero que había pagado hasta ese momento; “crea que puede hágalo realidad”;  la fe inquebrantable de Jason aún sin el suficiente dinero para comprar Fields; fue sin duda la que lo mantenía firme en lograr su sueño.

¿CÓMO MANTUVO JASON ESTA CREENCIA INQUEBRANTABLE SI SUS PROBABILIDADES ERAN CASI INVEROSÍMILES ES DECIR COMO UN IMPOSIBLE?

NAPOLEON  HILL NOS DA LA RESPUESTA. “Crea que puede  hágalo realidad”. 

En el principio 4 nos dice: crea que es posible, es un principio fundamental, para lograr lo que queramos.

Crea que puede aunque no sepa cómo cumplir los requisitos; Jason siguió su filosofía de guía, la cual le dijo: que si se supone que una cosa suceda, lo hará; si Dios lo había puesto en este camino, decía, el negocio estaba destinado a cerrarse; por supuesto, el hecho de que hubiera cumplido cada plazo, gracias a medios notables y casuales; contribuyó a galvanizar la creencia de Jason de que ese negocio estaba destinado a cerrarse.

Cada pequeño éxito en el camino lo hizo creer aún más que la victoria estaba en el horizonte.

Crea que puede hágalo realidad, así como Jason creyó, no sabía ni cómo iba a pagar, dio el primer paso; y en cada paso que daba su fe hizo que sucediera lo que el quería; en el momento en que la transacción se completó por fin seis meses después; Jason había recaudado docenas de millones de dólares, comprando una compañía establecida que era una institución en Canadá; además, salvado cientos de empleos, y creado una nueva empresa de tamaño considerable para sí mismo; y todo porque creyó que era posible.

La mayoría de la gente apunta alto y falla, apunta bajo y da en el blanco, Cita de Bob Moawad.

Pero hay otros que ni siquiera apuntan; amigo si vas apuntar apunta alto, si fallas no importa yo te voy a ayudar a conseguir tu éxito, trabaja con Cristina Pérez G.

 

 

 

 

 

Deja un comentario